lunes, 26 de marzo de 2012

La historia de la más famosa sobreviviente de un aborto llega a la gran pantalla en EEUU

Este viernes se estrena en Estados Unidos la película "October Baby", una producción basada en la historia real de Gianna Jessen, una activista pro-vida que hizo suya la causa de los no nacidos tras descubrir que ella misma sobrevivió a un aborto.

"October Baby" narra el drama de una joven que a los 19 años de edad se entera que fue adoptada tras sobrevivir a un aborto fallido y emprende un duro camino para perdonar a su madre biológica.

En el filme, la protagonista Hanna, interpretada por la actriz Racher Hendrix, es una joven universitaria que sufre de epilepsia, asma y depresión. Tras realizarse análisis médicos para descubrir el origen de sus males, descubre que fue adoptada tras el fracasado intento de abortarla.

Tras el desconcierto y la confusión, con la ayuda de un sacerdote católico, Hanna logra encontrar el camino para perdonar a su madre biológica.

En la vida real, la madre de Gianna Jessen tenía siete meses y medio de embarazo cuando decidió someterse a un aborto por inyección salina, un agresivo procedimiento que causa la muerte del bebé por envenenamiento y quemaduras. Gianna sobrevivió al procedimiento y fue auxiliada por una enfermera. Su madre la entregó en adopción.

"Yo soy la persona que ella abortó. Viví en vez de morir. Mi madre estaba en la clínica y programaron el aborto a las 9 de la mañana. Afortunadamente para mí, el abortista no estaba en la clínica al yo nacer a las 6 de la mañana del 6 de abril de 1977. Me apresuré. Estoy segura que si él hubiera estado allí, yo no estaría aquí hoy, ya que su trabajo es terminar la vida, no sostenerla. Hay quien dice que soy un ‘aborto fracasado’, el resultado de un trabajo mal hecho", afirmó Gianna ante el Congreso de Estados Unidos cuando tenía 19 años de edad.


La hoy activista pro-vida ha dicho que "somos más de los que la gente se podría imaginar. Regularmente me contactan por sobrevivientes que me escucharon o me vieron en un programa o cuando hablo, y ellos descubren que no están solos".

"Sólo en las dos últimas semanas he sido contactada por dos sobrevivientes más. Sospecho que ‘October Baby’ podría tener un efecto para que otros sobrevivientes aparezcan, lo cual es emocionante".

Los productores de "October Baby" decidieron destinar el 10% de las ganancias de la película para la fundación Cada Vida es Bella (Every Life is Beautiful), que distribuirá a su vez el dinero entre organizaciones que ayudan a mujeres que enfrentan crisis de embarazo, agencias de adopción que apoyan la vida y orfanatos.

El apoyo a la causa a favor de la vida en Estados Unidos ha aumentado considerablemente. En 1996, sólo el 33% de la población se identificaba como pro-vida, cifra que creció hasta el 47% en el año 2011.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada